Las 10 mejores películas del 2015, según La Zona Muerta


Llegados a finales del 2015 toca hacer repaso de las mejores películas vistas del año. A lineas generales, para mí el 2015 ha sido un buen año de cine, mucho mejor que los anteriores, algo por lo que me alegro mucho. Yo me conformo con que anualmente vayan apareciendo 4-5 películas dignas a ser recordadas por la posteridad y que hayan unas 4-5 más que me hayan hecho divertir durante 90 minutos, y la verdad es que este año tanto las “imprescindibles” como los “divertimentos” han sido bastantes y muy diferentes entre ellos.

A continuación muestro un listado con las 10 películas del año que me han parecido más interesantes. Muchas otras se quedan en el tintero, aunque al final del post voy a incluir algunos títulos también interesantes de ver junto con las que me han quedado pendientes. Ya de paso, aprovecho para desearos un feliz 2016, lleno de salud, sexo, cerveza y sobretodo rock 'n' roll!!



No la mejor, pero sí mi favorita. Un divertimento de Serie B para los amantes de la violencia y el gore en el que un grupo de punks deberán intentar escapar (y sobrevivir) de una encerrona que les han hecho una pandilla de skinheads neonazis. Una película que recuerda en muchos aspectos a obras de reciente éxito como Eden Lake, pero a diferencia de ella en Green Room es todo más adulto y sucio, además de contar con un elenco de personajes más memorables que los de la película de James Watkins, como el de Amber (Imogen Poots), que desde hoy es ya una Femme Fatale digna de ser recordada para siempre. Y ojo también, porqué la música punk -como no podía ser de otro modo-, tiene un peso importante en la trama, con temazo incluido de los Dead Kennedys versionado en directo! Punks, skins, música, violencia y gore, para el mejor survival del año.






La mejor película de terror del 2015. No hay discusión posible, porqué se ve a kilómetros de distancia que The Witch juega en una liga distinta, una de más adulta, para paladares exigentes que buscan cine de terror de raza pura. Se trata de un filme extraño, oscuro, inquietante, una película de brujas pero sin brujas, de miedo que se limita a hablar sobre el miedo, dura pero sin ser explícita, una película que recuperar la fórmula del viejo horror más sugerente que visual, expresivo y sintomático, cuidando hasta el más mínimo detalle. Ojito a la magistral fotografía.










¿Alguien apostaba un euro por esta secuela? ¿Encima sin Mel Gibson en el reparto? Pues para muchos es la mejor película del año. Para mí también (lejos del cine de terror). Mad Max: Fury Road es única en su especie, no tiene argumento, pero sí una persecución que dura 90 minutos y que es pura dinamita. Hay una energía allí metida que se desplaza a ritmo frenético y que deja sin aliento a cualquier espectador. Es salvaje, punk, sucia. No es Mad Max 4, ¡¡es “Fury Road”!!
Punto y aparte merece Charlize Theron, qué mujer!!!











Es del 2014, OK. Pero la gran mayoría de seres humanos la pudimos ver en 2015, así que me permito el lujo de incluirla en el listado. La grandeza de It Follows no se encuentra tanto en su fondo y sí más en su forma, algo que muy contadas veces suelo destacar en una película. Me explico, y es que It Follows se trata de una nueva lectura del género slasher, una deconstrucción de sus clichés (asesino, virginidad, sexo, giros narrativos,…) readaptados para darles un sentido distinto al que suelen tener, para de ese modo explicar lo de siempre pero como nunca antes se ha visto. Suena raro, pero es muy sencilla de detectar su nueva fórmula. A eso hay que añadirle que acojona como hacía tiempo que no lo hacía ninguna otra. Para mí, una obra completamente imprescindible.







Que los años 80 són referente para los directores de hoy es algo natural. Turbo Kid también está influenciada por los 80, incluso descaradamente. Ésta es una especie de Mad Max pero con un niño de protagonista que se desplaza en BMX por un mundo apocalíptico, sin apenas agua potable por culpa de la radioactividad, un mundo muerto pero con algunos supervivientes que pelean por sobrevivir al precio que sea. Lástima su bajito presupuesto, se le nota en algunos detalles, pero igualmente el esmero de sus responsables es plausible. Ojo a su BSO, sus detalles retro, su emotividad, su salvajura, su personaje femenino, su villano, su todo. ¿Para cuando su secuela? ¡Quiero más!









Ex machina es una película de ciencia ficción que pasó discretamente por nuestras taquillas en el lejano més de febrero. Me gustó mucho, más que nada porqué se trata de una obra de ciencia ficción que no se propone como máximo objetivo derrochar dólares en la espectacularidad visual del conjunto y sí más en un guión con músculo, capacitado para invitar a la reflexión al espectador, que en el fondo en eso debería consistir siempre la ciencia ficción. Ex Machina habla de como la robótica en algún momento podría ser capaz de entender las emociones humanas, y gracias a ello aprender a desarrollarlas propiamente; pero, lejos de tratarse aparentemente de una película bonita y emotiva, detrás de ella hay un mensaje pesimitas e incluso apocalíptico.
Una joya, tanto por su mensaje como por su estética y FX.







Otra de terror en estado puro. Terror de casas encantadas, con algunos sustos, asesinatos, gore, los justos efectos de sonido para potenciar el clima, y sin apenas humor. Sin duda esta vez el terror se ha dejado de tonterías y se lo ha cogido en serio para contar una historia con influencias a la saga de Amityville, recuperando además a una Barbara Crampton como protagonista de la película y que oiga, está que ni en sus mejores tiempos! We are still here es genial, desde su póster hasta sus créditos. Una película de fantasmas que se cuece a fuego lento para desembocar a un final explosivo de los que cuesta de olvidar.










Otra nueva lectura del género slasher pero en este caso en clave comedia de terror. Eso sí, esta vez la mirilla apunta a las Scream Queens y no a una deconstrucción del género como ocurre en It Follows. Las reinas del grito esta vez se desnudan por completo a base de ir sacando a flote todos sus clichés, a la vez que su director Todd Strauss-Schulson los utiliza para ofrecer al espectador una propuesta de género que destila inteligencia, humor, erotismo, y asesinatos. The Final Girls no decepcionará a los fieles al género de terror que busquen una sátira de calidad y que destile inteligencia tras su fachada estúpida. Es, en definitiva, una regalo para los fans al slasher y más concretamente a las Scream Queens.
Por si fuera poco, ganó el premio a mejor guión en el pasado festival de Sitges 2015.







Lo más interesante, a mi parecer, que ha llegado de Japón este año (de lo que he visto). En el Festival de Málaga ganó el premio a mejor película, un síntoma de que Tag no es cualquier cosa. De la mano del incansable Sion Sono, esta comedia rocambolesca no dejará indiferente a nadie al poseer algunas de las escenas más impactantes del año, como la del autocar de estudiantes. Pero alerta a los que no sean muy partidarios del cine oriental, porqué Tag es muy fácil de seguir su argumento, es friki, con crítica social incluida, pero también con altas dosis de violencia y depravación. Sion Sono es ésto, un director polémico capaz de sorprender a cada película con sus propias fantasías casi-pedófilas, y con Tag lo vuelve a hacer, siendo ésta una de las mejores películas de su extensa filmografía.
Animo a todo el mundo a verla, pero sobretodo a los que busquen algo distinto a lo mencionado anteriormente.






La única película que flaquea en el listado, pero que tiene méritos suficientes para que la incluya. Se trata de un western con caníbales, una fórmula poco habitual en el género pero que ya en su día Lucio Fulci se atrevió a hacerlo con Los cuatro del apocalipsis. Con Bone Tomahawk el espectador verá una película mucho más contundente que la de Fulci, más sucia y gore, pero sobretodo pura en cuanto a western y todo lo referente a personajes carismáticos y viriles, y en cambio más alejada en cuanto a terror. Así que nadie se distraiga, esto es un western de pura raza, con un excelente Kurt Russell como Sheriff dirigiendo a un grupo de 3 hombres en busca de una mujer secuestrada por una comunidad de caníbales trogloditas. El resultado final: los últimos 20 minutos más salvajes del año. ¿Lo peor del conjunto? Que su tramo medio sea tan largo. ¿Lo mejor? Sus casi imperceptibles dosis de humor.






Las películas que me han quedado pendientes de ver:

-Fires on the plain (Shinya Tsukamoto, Japón)
-February (Osgood Perkins, Canadá)
-Victoria (Sebastian Schipper, Alemanya)
-Lupin III vs Detective Conan (Hajime Kamegaki, Japón)
-Miss Hokusai (Keiichi Hara, Japón)
-I am a hero (Shinsuke Sato, Japón)
-Excess flesh (Patrick Kennelly, USA)
-Macbeth (Justin Kurzel, Reino Unido)
-TheHerd (C) (Melanie Light, Reino Unido)



Otras recomendaciones:

-Alena (Daniel di Grado, Suecia)
-Deathgasm (Jason Lei Howden, Nueva Zelanda)
-The Visit (M. Night Shyamalan, USA)
-Insidious 3 (Leigh Whannell, USA)
-Chappie (Neill Blomkamp , USA)
-Marte (The Martian) (Ridley Scott, USA)
-The Survivalist (Stephen Fingleton, Reino Unido)
-What We Become (Bo Mikkelsen, Dinamarca)




Comentarios